Dr. Casielles, pionero en España en el “método Ponseti” para el pie zambo

Home » Información médica » Dr. Casielles, pionero en España en el “método Ponseti” para el pie zambo

 

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Hace más de 20 años, desde EE.UU., el malagueño Dr. Rafael Casielles importó el “método Ponseti” para tratar el “pie zambo”. Pionero en Europa en el diagnóstico y tratamiento de esta enfermedad, no sólo la ha aplicado en la Costa del Sol (España), también ha sabido transmitir su conocimiento a través de viajes y colaboraciones con ONG, en casos como su estancia en India con la Fundación Vicente Ferrer o en Madagascar.

 

Miembro fundador de la Sociedad Española de Ortopedia Pediátrica (SEOP) y del grupo de estudio del tratamiento de Ponseti en España y del resto de Europa, el Dr. Casielles aprendió dicho método del emérito Dr. Ponseti en el Hospital Universitario de Iowa.

 

¿Por qué tomó la decisión de estudiar medicina?

No tenía otra opción mejor, vivía en un ambiente familiar médico, pensé que era lo más práctico, fue una decisión muy cerebral, la verdad, no existía una clara vocación.

 

¿Y la elección de esta especialidad?

La elegí tras un periodo de estudio de la medicina, aunque fue pensado, siempre te sorprendes a ti mismo. Me gustaba mucho el deporte y me incliné hacia la medicina deportiva, me llamaba mucho la atención la patología de columna, pero la vida un día te da la vuelta y comencé a dedicarme a la ortopedia infantil. Todo empezó porque me trasladé al Hospital Materno Infantil (Málaga), lo que fue para mí todo un desafío. El llegar al conocimiento y la experiencia que hoy día tengo, me ha costado mucho dinero, tiempo y superar dificultades que te pone el camino de la medicina, pero estoy muy orgulloso.

 

¿Cuántos años lleva en la profesión?

Desde que tenía poco más de veinte años y hasta ahora que tengo 65, llevo toda la vida.

 

¿Su mayor logro en esta carrera profesional?

Me fui en el año 92 a EE.UU., por lo mal que, en aquel momento, estaba esta especialidad en Málaga, había incompetencia a nivel técnico. Esta especialidad es una de las que más instrumental necesita. Es muy complicado el material que utilizamos a la par que sencillo, en esa época el instrumental estaba muy abandonado. A mi llegada a EE.UU., tuve un profesor que se llamaba Ponseti el cual me guió, una autoridad mundial. Él inventó una técnica, la “técnica Ponseti” para aplicar en el pie zambo, completamente diferente a las implantadas por aquel entonces en España. Para el pie zambo no hago operación, realizo unos determinados cortes y pongo yeso, y posteriormente, un aparato, todo lleva su tiempo. Soy el primero que, en España, comenzó a trabajar con ese tipo de método. Tengo una compañera en Barcelona que empezó tres o cuatro años después y también lo aplica.

 

Processed with VSCOcam with c1 preset

 

¿Sanidad pública o privada?

Acabo de dejar la pública y sólo estoy en la privada, pero, a lo largo de mi carrera, he compatibilizado la sanidad pública y la privada.

 

¿Qué opina de la situación actual de la medicina privada en Andalucía y, en concreto, en Málaga?

Hay mucha oferta, en clínicas hay de todo, mejores y peores. Respecto a los profesionales hay gente fantástica como los cardiovasculares. Pero de lo que sí me puedo quejar, es que los excelentes profesionales no están remunerados al nivel que deberían. Algunas compañías privadas pagan por un par de horas de cirugía, ciento y poco de euros por la operación. Evidentemente, no sólo vivimos de eso, en mi caso, tengo pacientes privados gracias a mi prestigio, hay enfermos que vienen de otras ciudades buscando segundas opiniones y llegan a mi consulta directamente. Un paciente de Gibraltar llamó al Hospital Universitario de Iowa y lo remitieron a nosotros, le dijeron que no fuera, que nos tenía a nosotros aquí al lado.

 

¿Cómo definiría su especialidad? La especialidad es Cirugía Ortopédica en la rama de infantil, Ortopedia Pediátrica. En Cirugía Ortopédica y Traumatología arreglamos a la gente el chasis, ponemos en condiciones huesos y articulaciones que no están bien. La parte infantil tiene particularidades, el niño no es un adulto en miniatura, como mucha gente puede pensar. Nosotros tratamos muchos enfermos neurológicos. Pie zambo hay 1 de cada 1.000 partos, dado que ya se consigue sacar adelante embarazos complicados. Y hay enfermedades y circunstancias que crean problemas neurológicos.

 

¿Cuáles son las técnicas pioneras que ofrece el mercado actualmente y de cuáles dispone usted en su equipo médico?

Los protocolos que se practicaban en el Hospital Universitario en Iowa y que importé a Málaga. Tratamientos para la luxación congénita de cadera y para otros casos neurológicos. Somos un servicio muy prestigioso gracias a los contactos que me traje de EE.UU., podemos decir que Málaga está en primera línea mundial. Es muy importante para la medicina lo que los estadounidenses llaman la “súper especialidad”, la especialidad de la especialidad.

 

¿Qué tipo de casos son los más comunes?

Pie zambo y luxaciones congénitas de cadera, fracturas y ciertas enfermedades menos conocidas, enfermedades infecciosas de tipo vírico. Patologías del pie y cadera. Algunos de mis pacientes, que los traté recién nacidos, ahora tienen veinticinco años. La mayoría de los casos quedan solucionados, aunque existen algunos en los que revierte el caso, pero tiene solución, hay tratamiento.

 

¿Qué casos han sido los más complicados?

De diagnosticar, son los neurológicos y una enfermedad que se llama artrogriposis que no es muy frecuente, pero que existe. Evaluar a un niño y diseñar un tratamiento es complicado. El tratar un pie zambo requiere de seis años de tratamiento. Una luxación de cadera también lleva unos años. Todos tienen un seguimiento largo y controles. Hay cirugías muy laboriosas o métodos como el dar diferentes cortes desde la pelvis hasta el pie, se van cortando los músculos contraídos para conseguir la colocación correcta de la extremidad, se hace con hoja de bisturí, es más la mano del profesional.

 

¿Qué dificultades existen entre un adulto y un niño en esta especialidad?

Casi el 80% de los niños no tienen nada. Con los niños es más complicado llegar a saber que le ocurre, es más una investigación policial, no llegas a un diagnóstico claro hasta varios estudios previos, tras hablar con familiares y allegados, ya que el niño no te puede decir si le duele aquí o le ocurre tal cosa. El diagnóstico es más complicado.

 

 

¿Qué opinión le merece el turismo sanitario?

Estuve una época operando enfermos accidentados de la costa y con muy buenos resultados. El solucionar problemas a pacientes extranjeros aporta mucho, enriquece culturalmente. Aporta cultura el tratar personas que piensan de manera diferentes. He tratado pacientes que vienen a buscarte de otros sitios y eso es de lo que más satisfacción me da, que la gente te busque y le puedas arreglar el problema. Aunque no te lo agradezcan, porque ni siquiera saben lo que le has hecho, pero da igual lo que piense la gente, la satisfacción es tuya, no del otro. Traumatología puede que sea una especialidad amplísima, pero para hacer lo mejor posible algo, hay que especializarse, no puedes tratar todo, si no la especialización disminuye. En EE.UU., se hace la “súper especialidad” y a mitad de la residencia sabes cual vas a elegir. A más especializado, más avanza el trabajo del profesional, yo avanzo sabiendo lo que busco, repitiendo y repitiendo la jugada, Yo tengo una curva de aprendizaje, pero si tienes catorce, nunca vas a llegar a la cima del la curva.

 

¿Recomienda la experiencia de salir al extranjero a los que comienzan?

Sin duda, es enriquecedor. A mí me enseñaron gratis, como lo hizo en su día Ponseti, así que yo considero que debo enseñar gratis lo mismo a otras personas y, si puedo, ayudar a la gente, pero no me siento más orgulloso ni menos, sólo creo que como ser humano lo debemos hacer, es una labor. Cuando estuve en Madagascar tenía que regatear el precio de los quirófanos como si fuera un mercado, de esa manera podía operar a un mayor número de pacientes. En cambio, en India, Vicente Ferrer lo tenía todo muy organizado, es brutal lo que tiene montado allí. Disfruto mucho en mi trabajo, estoy enamorado de lo que hago y soy un apasionado, sé que no me equivoqué al elegir. La vida me ha llevado hacia este camino, creer que puedes elegir en la vida, no es cierto, la vida te dirige a ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies